La nueva Ley 5/2018 ha entrado en vigor con el objetivo de asistir a aquellas personas físicas, entidades sin ánimo de lucro y administraciones públicas, en la recuperación inmediata de sus posesiones, tras ser ocupadas de manera ilegal.

Esta ley, aprobada el pasado 2 de Junio, no ampara a las entidades financieras ni a los fondos buitre, propietarios de casas vacías que hayan sido ocupadas.

Poder terminar con las “mafias” de pisos ha sido la principal causa de esta nueva ley, conocida como “ley de deshaucio exprés”.

Pasos del proceso

Presentada la demanda se dictará auto dando traslado de la misma a los ocupantes de la vivienda para su contestación, e instándoles a la entrega inmediata de la posesión al demandante, siempre que éste así lo solicite y aporte título que acredite el derecho a poseer la vivienda.

  • Interposición de demanda a través de Abogado o Procurador.
  • La demanda podrá dirigirse genéricamente contra “los desconocidos ocupantes”, en caso de desconocer la identidad de los ocupas.
  • Se ha de solicitar la inmediata entrega de la posesión de la vivienda y que se fije directamente la fecha del desalojo.
  • La demanda, será acompañada por el título en el que el demandante basa su derecho a poseer que normalmente será la Escritura.

 

El Juzgado: comunicará a los servicios municipales de atención social del municipio de que se trate, la apertura de un proceso de desocupación ilegal, al objeto de que puedan adoptarse si procede las medidas correspondientes.

Los ocupantes: podrán oponerse al auto que acuerde el lanzamiento, en el plazo de 10 días, sin que ello suspenda la efectividad de la medida.

En caso de ser la resolución del procedimiento favorable al demandante, podrá solicitar su ejecución efectiva, sin ser necesario que transcurra el plazo de 20 días de espera previsto para la ejecución de resoluciones de condena.

Share This